Espasmos oculares, tics o temblor en el párpado

tics en el párpado

¿En alguna ocasión has tenido un espasmo o temblor en el párpado? Los especialistas lo denominan blefaroespasmos y son movimientos involuntarios de los músculos del párpado. No afectan a la visión y se producen por diferentes causas relacionadas con el estrés o el cansancio. En la mayoría de las ocasiones son de carácter temporal y no deben generar preocupación.

Los blefaroespasmos, también denominados tics oculares aparecen debido a un mal funcionamiento del ganglio basal, zona del cerebro encargado del control de la musculatura. Estos espasmos suelen producirse por acumulación de cansancio o de estrés.

Causas:

Como hemos mencionado anteriormente, el estrés y el cansancio son ingredientes habituales en la aparición de los tics oculares. Sin embargo, según el Colegio Nacional de Ópticos, existen más causas:

    1. Cuando existe fatiga ocular debido a la exposición prolongada de la vista a la luz que emiten los dispositivos electrónicos como smartphones, tablets u ordenadores.
    2. También puede ser consecuencia del consumo de cafeína o alcohol de forma excesiva.
    3. Ojo seco, blefaritis o conjuntivitis pueden ser motivo de su aparición.
    4. Algunos estudios también aseguran que las alergias pueden provocar estos espasmos, debido a que al frotar los ojos se libera una sustancia denominada «histamina» en los tejidos del párpado, que puede provocar estos tics.
    5. Pueden aparecer también como efectos secundarios de algunos medicamentos.
    6. Consecuencia de una mala nutrición.

Prevención:

¿Cómo se puede prevenir? En base a las causas expuestas anteriormente, las siguientes recomendaciones pueden ayudar a prevenir los espasmos oculares:

    1. En el supuesto caso que el estrés y cansancio tengan un papel importante en la aparición de este tic ocular, es recomendable realizar técnicas de relajación y, sobre todo, realizar los descansos recomendados y dormir unas ocho horas al día.
    2. Disminuir el consumo de alcohol y cafeína.
    3. Vigilar la nutrición y apostar por una dieta sana y equilibrada.
    4. Realizar descansos periódicos delante de las pantallas para reducir el estrés visual.
    5. Visitar al óptico-optometrista para que ayude a conocer la causa principal de su aparición y, en su caso, saber si aparece como consecuencia de problemas oculares como ojo seco, conjuntivitis o blefaritis

Si tienes más dudas sobre este tema, te aparecen espasmos oculares y no sabes cuáles pueden ser sus causas puedes visitar tu tienda Ópticas Florida o pedir cita previa nuestros profesionales te asesorarán encantados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *